Investigación revela que es posible tratar purines de cerdos combinando agua salada y una microalga

Investigación abrió nuevo camino de estudio y resolvió parte de la contaminación ambiental

En España se lograron avances significativos en el uso de agua salada y microalgas para depurar purines en porcines. Los purines son una mezca de excrementos sólidos y líquidos del ganado, así como las agua residuales producto del lavado de las instalaciones en las granjas de cerdos.

Un equipo de investigadores del Departamento de Ingeniería Química de la Universidad de Almería y el Centro de Investigación de Energía Solar (Ciesol), consiguieron mejorar esos desechos, evitando la contaminación del medio ambiente.

Los investigadores combinaron agua salada con el cultivo al aire libre del alga marina Nannochloropsis gaditana que utiliza como medio natural de filtrado de los vertidos contaminantes. El alga se asocia con el alimento para peces y moluscos, porque tiene un alto contenido de ácidos grasos como el omega 3. A su vez, es empleada en técnicas de aguas verdes para mejorar la calidad del agua destinada al cultivo de peces, evitando enfermedades.

La investigación se hizo en colaboración con científicos del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) y la Facultad de Ciencias de la Alimentación de Argentina, la depuración de purines porcinos exige por parte del reactor en el que se realiza un alto consumo de agua dulce, un recurso renovable aunque limitado.

El potencial de las microalgas marinas como un instrumento para tratar vertidos contaminantes abre nuevos campos de estudio. . “Estos microorganismos pueden consumir el nitrógeno que antes se evaporaba o filtraba en el suelo. Con este proceso puesto en marcha en el reactor, una vez introducidas los purines son las algas quienes se comen estos compuestos, lo metabolizan y lo transforman en moléculas de interés”, explicó a la Fundación Descubre el investigador de la Universidad de Almería Tomás Lafarga, uno de los autores de este trabajo.

Otra ventaja de este sistema, detallado en el estudio titulado ‘Production of the marine microalga Nannochloropsis gaditana in pilot-scale thin-layer cascade photobioreactors using fresh pig slurry diluted with seawater’ y publicado en la revista Journal of Water Process Engineering, es la mejora de la calidad de la materia orgánica. “El tratamiento de los purines de cerdo con estas microalgas disminuye en esta biomasa la aparición de bacterias patógenas, como la Clostridia sulfito-reductora, que causa diarreas y dolores abdominales, y la conocida Salmonella”, especifica Lafarga.

(Fuente: en base a Eurocarnes).

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

简体中文 简体中文 English English Français Français Italiano Italiano Português Português Español Español
A %d blogueros les gusta esto: